Para poder convencer, antes, debemos estar convencidos.
En cualquier situación laboral, la excelencia en la comunicación lo es todo.
Para llegar donde queramos, debemos empujar tanto cómo podamos, con fuerza y determinación.
Mido el éxito laboral teniendo en cuenta de donde salimos, con qué herramientas contamos desde el inicio y hasta donde llegamos.
Nuestro trabajo está fuertemente integrado a nuestra vida. Optar por uno que nos apasione, va a acercarnos más a una vida plena.
No hay persona más fuerte que aquella que tenga motivaciones definidas y que esté dispuesta a aprender, a transformarse.
previous arrow
next arrow
Slider

Nací el 6 de septiembre de 1983. Crecí en Villa Dominico, un barrio de la localidad de Avellaneda, al sur de la provincia de Buenos Aires, Argentina. 

El camino que recorrí a través de diferentes experiencias me permitió obtener el aprendizaje y el empuje necesario para forjarme. Acepté que soy una persona determinada, pero a la vez sensible. Optimista, que intenta aceptar el pasado, estar en el presente, y que busca diseñar su futuro procurando elegir, cada día, quien quiere ser. 

Con marcada vocación por colaborar con la transformación de las personas para que puedan tener la opción de liderarse.

Emprendedor y apasionado por el mundo del trabajo. Convencido de que el desarrollo profesional es un área importante en nuestra vida y que debemos integrarlo de la mejor manera posible.

Siempre busqué un maestro hasta que pude descubrir que aprendo de todos y que muchas de las respuestas las encuentro en mí.

Observo, tomo lo que me hace sentido, me apropio, lo transformo y lo realizo.

Agradezco que quede tanto por desaprender y por aprender. Tanto por deconstruir y por construir. Tanto por esforzarme y por disfrutar.